Alcalde de Cañas denuncia que le están aplicando medidas desproporcionadas y pide auxilio por impacto económico

Luis Fernando Mendoza, alcalde de Cañas, considera que a su cantón se le están aplicando medidas sanitarias desproporcionadas, por lo que demandó la aplicación de ajustes para poder auxiliar al golpeado sector comercio.

“Hemos sido el único cantón en Costa Rica que ha sufrido dos aplicaciones de alerta naranja sumadas a las restricciones temporales diferencias por un aproximado de 40 días”, cuestionó el líder local de Cañas.

Y es que alertó que esa situación ha generado “un duro golpe a la economía local, teniendo como consecuencia el cierre de muchos negocios, retiros de patentes y desempleo”.

Es por esa razón que se vio en la necesidad de enviar una misiva al presidente Carlos Alvarado y al Centro de Operaciones de Emergencia, para que le permitan una alerta naranja diferenciada.

Esto sería una readecuación a la restricción comercial “con el fin de que las actividades comerciales con permiso sanitario de funcionamiento no incluidas en las excepciones de la alerta naranja, puedan operar en horario de 5 am a 5 p.m., de lunes a viernes, manteniendo las restricciones de todas aquellas actividades suspendidas desde el inicio de la pandemia”.

El tener totalmente identificado el nexo epidemiológico en todos los casos confirmados en Cañas y no contar con transmisión comunitaria, son algunos de los elementos por lo que Mendoza considera que hay desproporción en el trato que se les están aplicando.

Este sábado 18 de julio el Ministerio de Salud reportó solo un nuevo caso de Covid-19 en el cantón de Cañas.

Danny Canales
dcanales@difusionydesarrollo.com